No te mueras nunca, Audrey

Cada vez que queremos huir de la nostalgia, regresa Audrey Hepburn y vuelve a atraparnos...

1
La nostalgia será un error, cierto. Y sólo mirar adelante tiene sentido. Pero el caso es que despierta uno este domingo dispuesto a la catarsis necesaria y  lo primero que escucha es la voz de Audrey Hepburn recién salida de la ducha cantando Moon River.

 Ya lo ha señalado este bloguero en otras ocasiones, es una de las escenas de más ternura que recuerda en la otra vida que era el celuloide. Ella allí, en albornoz, sentada en la escalerilla de incendios de un bloque de Manhattan, abrazada a una guitarra mentras encandilaba al universo con su cara de ángel, si es que los ángeles tuvieran sexo. Ella allí y el Duende joven aquí, tan lejos de cualquier paraíso, en el insignificante Madrid de la época, casi imberbe, estudiando ese coñazo inmisericorde que se llamaba Derecho Procesal mientras perseguía la sombra huidiza de las muchachas en flor. Qué injusticia. Para qué carajo quería uno el derecho procesal cuando lo que necesitaba era salir con ella.

2
La inmortal Audrey anunciaba que EL PAÍS regalará durante los domingos que haga falta las mejores películas de nuestra época, las indispensables, las que, entre otras cosas, nos hacen pensar en los momentos de debilidad que no todo cualquier tiempo pasado fue peor. Hepburn, Peppard, Blake Edwards, Henry Mancini, Desayuno con diamantes. El desayuno del bloguero no llega a tanto. Un café, unas tostadas y unas cuantas ilusiones.

Entre ellas, la de desembarazarse definitivamente de cualquier compromiso sentimental con el pasado. Tirar por la borda todo lo que ya no puede ser. Pero va la SER y para arreglarlo lanza a Plácido Domingo cantando Maitechu mía, una de las grabaciones contenidas en el doble CD de melodías eternas que no debemos dejar de comprar.

Joder con la modernidad. No las tiene todas consigo, y al cabo casi recela tanto como este bloguero de lo que está por llegar. Tanta apología del futuro para acabar sujetándonos con los lazos de siempre. ¿No será otra milonga?…

Por si acaso, please, Audrey, no te mueras nunca.

About these ads

7 Responses to “No te mueras nunca, Audrey”


  1. 1 Acacia enero 22, 2012 en 10:41 am

    Cine, cine, cine…

  2. 2 begoña enero 22, 2012 en 4:45 pm

    Y para colmo, la pélícula que triunfa hoy es muda. Así que mejor no decir nada.

  3. 3 Rosi enero 24, 2012 en 6:57 pm

    El pasado siempre vuelve…. quién dijo esta frase ? creo que alguien conocido. Creo que los hombres somos, nuestro carácter es, lo que aprendemos en la infancia y luego la adolescencia y la juventud nos sirve para desarrollarlo y afianzarlo disfrutando o siendo desgraciados, cómo no vamos a recordar esa etapa de la vida? ahora, a los ? vivimos de las rentas y nos gusta volver, volver … que no muera Audrey Hepburn ni James Dean , ni Humphrey Bogart y muchos más… El otro día estuve en el Ateneo viendo una película china maravillosa de los años 40 y luego había coloquio sobre ella. Me hizo mucha gracia, habíamos vuelto al cine forum de los 60!De todas maneras no pierdo las esperanzas de encontrarme un día `por la calle a James Stward

  4. 4 Rosi enero 24, 2012 en 7:00 pm

    Perdón, Stewart

  5. 5 José Ramón enero 25, 2012 en 12:05 am

    Rosi: ¿Sabías que a James Stewart no le dejaron alojarse en el Hotel Ritz de Madrid por ser cómico?
    Menos mal que, como tantos actores americanos de la época, tenía un rango militar honorífico, y cuando le echaban se identificó como capitán del ejército de los Estados Unidos de América, y entonces sí que le dejaron quedarse.

  6. 6 El Duende de la Radio enero 25, 2012 en 12:57 am

    Lo genial fue lo que argumentó otro actor e la época, el hercúleo Víctor Mature, cuando le dijeron en el Ritz que no admitían actores. “Puedo presentarles cientos de críticas que niegan en absoluto que yo lo sea”…

  7. 7 José Ramón enero 29, 2012 en 2:18 pm

    Jajaja. Muy bueno, Duende.
    (Y muy bueno por Victor Mature, que demostró un gran sentido del humor).


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Siluetas de RNE

Duendes suscritos:

Suscripción

Suscripción por email

Mis servicios:

El mejor regalo a un ser querido

Publicaciones:

PARAÍSO DE HOJALATA
Una Infancia de Hojalata

Ir directamente a

Blog Stats

  • 1,157,716 hits

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 141 seguidores

%d personas les gusta esto: