Cómo colocar los pies en la cama y soñar con Cyd Charisse

Buenas señales. El doliente amigo Félix dormía habitualmente boca abajo. Para ello deslizaba su cuerpo hasta que los empeines de los pies reposaban en el borde del colchón y bajaba la almohada hasta la altura que reclamaba su cabeza. La cicatriz que le ha quedado de su operación  se lo impide ahora, por lo que ha de hacerlo boca arriba.

Esta postura le ha permitido diagnosticar que, a pesar de los muchos siglos de cultura camera que soporta la civilización occidental, el diseño de las sábanas de arriba, mantas y colchas es manifiestamente mejorable. Su razón es, desde luego, digna de doña María: si en la pastelería, protegen la bandeja de pasteles con unos cartones que abovedan el paquete…¿por qué no inventar algo parecido para los pies de la cama?

Ya digo, si tiene humor para este tipo de disquisiciones es que se siente mejor.

El Duende, tan aficionado a debates de este orden, confiesa que no había caído antes en la cuenta. Apenas se acuerda de dónde y cómo coloca sus pies en el momento de conciliar el sueño. Cree, más bien, que con los talones apoyados en el colchón. Sólo hace años, cuando hacía más frío y la mantas eran de lana pura, le molestaba su peso presionando sobre los dedos y forzando la articulación del empeine en forma antinatural. Luego venía Morfeo y lo arreglaba en un abrir y cerrar de ojos. No los abría, los cerraba y en paz.

Más cuidado que la postura del cuerpo, casi siempre a gusto en cualquier cama, ponía en preparar el sueño. Suponía que , si se le invitaba con astucia,  no podría fallar el más deseado. Esa  es desgraciadamente una de esas asignaturas pendientes que todavía no ha podido solucionar la ciencia Se clonan ovejas, se investiga con células madre, se llega a Marte, se obtiene energía de los frijoles. Pero aún no hay invento para poderse programar a la medida lo que uno quiere vivir en sus sueños. El Duende lo intentaba. Antes de apagar la luz, se concentraba en el objeto del deseo, se sumía en un duermevela y caía dormido. Su gozo en un pozo. Normalmente soñaba que aún le quedaban pendientes asignaturas de la carrera. O, peor aún, días de mili.

Esta noche no reparará en  los pies sino por consideración a Félix. En cambio sí volverá a provocar el sueño más anhelado. De momento, va imaginar que la inolvidable Cyd Charisse estira una de sus maravillosas piernas y sube por ella como si fuera una escalera hasta alcanzar la luna. Allí, con las clases de baile de  Fred Astaire, y tras dejar de lado  a Gene Kelly, baila con la genial bailarina la coreografía de Brigadoon. Dicen hoy los papeles que Cyd Charisse acaba de morir, pero, a diferencia de mi amigo Félix, ella sí sabía cómo poner los pies. Y  sólo con eso ha acabado alcanzando la inmortalidad.

Anuncios

30 Responses to “Cómo colocar los pies en la cama y soñar con Cyd Charisse”


  1. 1 maribel junio 20, 2008 en 7:15 am

    buenos dias!!!!! al post de las primas ningun comentario porque no conozco ningun caso y me parece mas como historias!!!!! yal de los sueños pues la verdad nunca se me habia ocurrido provocarlos y desde luego el señor morfeo me suele atrapar es cuanto me acuesto!!! pero el post me ha encantado……saludos y besos

    Me gusta

  2. 2 wallace97 junio 20, 2008 en 9:22 am

    Llevo toda la vida pensando exactamente lo mismo que Félix en el asunto de los pies en la cama. Me alegro mucho de que ya esté para este tipo de razonamientos.
    En cuanto a Morfeo, supongo que algo le habré hecho que se ha llevado muy mal conmigo desde los veinte hasta los cincuenta años. Me he pasado treinta años dándole vueltas nocturnas al coco sin poder relajar los músculos plenamente hasta justo diez minutos antes de tenerme que levantar. Después de treinta años intentando encajar el puzzle de la vida, cuando ya he descubierto el truco, y aunque no lo haya terminado, ya veo cómo encajan las piezas, y Morfeo parece que me ha perdonado parcialmente, y ya es otra cosa. Seguramente Morfeo sea íntimo de Perogrullo, y no consentía que no entendiese a su amigo.
    Y de los mitos cinematográficos, aunque sé que mi opinión va absolutamente contra corriente, no por eso voy a dejar de emitirla. Siempre me parecieron eso, simplemente mitos. Y nunca entenderé la importancia que se les ha dado a los actores y actrices de cine. Es como si cada vez que se termina de construir un edificio se les presentara a los albañiles a los Óscar de la construcción. En una película hay un director como en un edificio hay un arquitecto, que son los creadores. De acuerdo que sin el resto del equipo no se hubiera hecho la obra, pero sin los linotipistas tampoco se hubieran podido imprimir los Quijotes, y nadie sueña con ellos. Lo que pasa es que el “glamour” siempre ha vendido mucho, lo que habla bastante de los deseos aspiracionales del personal, eso sí, disfrazado de poesía, belleza y paraísos oníricos. Está claro, hay que dar salida al papel couché y mantener el entramado de dólares que mueve la industria cinematográfica.
    Otra cosa es el teatro, y sin embargo están menos mitificados.
    Ya sé que me he puesto en el extremo, pero la mitología está en el otro, y hay que intentar compensar.

    Me gusta

  3. 3 alfonsina junio 20, 2008 en 10:21 am

    Sabio Wallace, hay que dejar un margen a lo irracional. La mitomanía y la mitología responden casi a una necesidad mental. No olvides que el cerebro está hecho para sobrevivir, no para buscar la verdad. Sino fuese así…¿por qué iba el Duende a “inducir” sueños?
    Bueno, el Duende y todos…
    En cuanto a Cyd Charisse, y desde mi perspectiva de mujer: me parecía fascinante. Tenía un cuerpazo envidiable, sin ser una flaca enfermiza como las de ahora; sus ojos eran impresionantes y se habrían jaleado como los de Ava Gadner si no los hubieran eclipsado sus piernas; bailaba de locura y ese talento la mantuvo joven, elegante y esbelta hasta la vejez, además de permitirle ser una de las bailarinas del ballet de Diaghilev y estrenar piezas de Stravinski, Ravel, Satie, Debussy…; y además de todo eso y en un mundo vano y superficial, mantuvo un feliz matrimonio durante sesenta años…
    Lo dicho, mucha envidia, sana, pero envidia. Vamos, que me habría encantado ser Cyd Charisse.
    Probablemente así, no se me habrían salido los pies de la cama…

    Me gusta

  4. 4 alfonsina junio 20, 2008 en 10:25 am

    Corrijo falta de escritura: “Si no”, por “sino”.

    Me gusta

  5. 5 José Ramón junio 20, 2008 en 12:01 pm

    A mí lo que me pasa a veces es que me estorba un brazo. No sé qué hacer con él. Duermo en cama de matrimonio con mi santa esposa, y desde hace unos años estoy en el lado izquierdo (en la otra casa dormía en el derecho, siempre en el lado más cercano a la puerta, por si entra un monstruo que me coma a mí primero). Decía que, al dormir al lado izquierdo de la cama, tiendo a girarme hacia la izquierda, y a dejar aprisionado el brazo izquierdo. La mayor parte de las noches me duermo y ya está. Ni me entero. Pero como una noche me dé por no saber qué hacer con el brazo la he cagado. Me puedo pasar horas sin saber cómo ponerlo.

    Del otro tema, aunque comprendo la racionalidad de Wallace, reconozco que soy muy mitómano, muy bobalicón para esas cosas, y Cyd Charisse me parece fascinante. Y bellísima.

    Me gusta

  6. 6 Adela junio 20, 2008 en 2:11 pm

    La posición de los pies y la ropa de cama tiene más importancia de la que aparenta y sino que se lo digan a los convalecientes como Félix – que va pasito a pasito a dejar de serlo 🙂 – y a los que estamos en geriátricos, hay que tener muy en cuenta no tensar las sábanas para que quede floja la tela y las puntas de los pies no reciban peso de lo contrario acabará produciendose una úlcera por presión y…ahí te quiero ver!!.
    Mi posición es imposible menos para mi, atiende Wallace97 quizás te funcione; almohada para la cabeza blanda + almohada cervical sobre ella, posición inicial en decúbito supino con almohadon en la zona derecha a la altura de la rodilla – que irá rotando durante la noche de izquierda a derecha según los giros laterales- + bolsa de agua caliente en invierno. 🙂

    Desconocia a Cyd Charisse, la primera impresión al ver la foto, pensé que era Ava Gadner, no soy nada mitómana y veo sólo seres humanos independientemente de sus trabajos o logros, aunque si admiro profundamente la belleza en cualquier espacio y su rostro es bellísimo 🙂 , muy buena idea soñar con ella!, le diría a Maribel que experimente un dia en tener un pensamiento de algo intenso y positivo que hayas vivido durante el dia, concéntrate en el e intenta dormir, resulta un sueño más agradable. 🙂

    Me gusta

  7. 7 Charivari junio 20, 2008 en 2:20 pm

    Yo si he llegado a abovedar los pies de mi cama para tener espacio y libertad para los míos cuando repto hasta el fondo antes de dormir, pero no resulta “operativo” ya que te crea un gran desamparo la falta del roce de la sábana y el no notar el peso de la manta y de la colcha.
    En cuanto a Cyd Charisse, lo siento pero hasta a mi me hubiera gustado bailar con ella.

    Me gusta

  8. 8 Palinuro junio 20, 2008 en 2:56 pm

    Por influencia conyugal utilizamos en casa edredón nórdico a guisa de sábana+manta. El edredón es de suyo ligero – como diría el Padre Bonete – y no nos atormenta la presión de la manta sobre la punta de los dedos de los pies. Hay quien no se acostumbra a peso tan liviano y echa en falta la manta y sábana bien remetidas. No es mi caso. Estoy encantado y, además, la cama se hace en un plis-plás, sin echar en falta las patas de cigüeña que añoraba no ha mucho Doña María.
    En relación con el brazo como objeto de incordio a la hora de colocarlo para conciliar el sueño recomiendo vivamente la película “La novia era él” protagonizada por Cary Grant. Hay toda una secuencia en la que él trata de dormir en una butaca – entonces los novios en el celuloide dormían separados – y su problema es qué hacer con su brazo. Pocas veces me he reído tanto. Claro, que para eso hace falta ser Cary Grant, sin duda el mejor comediante que nos ha dado el cine.
    En cuanto a Cyd Charisse, sus inolvidables pasos de danza y su esbelta figura la darán paso franco a su destino definitivo.

    Me gusta

  9. 9 wallace97 junio 20, 2008 en 3:03 pm

    Anda que no daría de sí el tema de la mitomanía! Me encantaría una tertulia alrededor del asunto. Alfonsina, has dicho una frase que habría que desmenuzarla: “el cerebro está hecho para sobrevivir, no para buscar la verdad”. Es posible que sea cierto, no sé, habría que darle vueltas, pero me da la sensación de que entramos en una espiral, y quizá porque la dimensión tiempo es la más olvidada -también es verdad que la más complicada-, creo que en general vemos las cosas en el instante del ahora, y no somos conscientes de que el ahora no existe, es sólo el punto de inflexión entre el pasado y el futuro. Esto lo digo porque estoy seguro de que los últimos cincuenta años y los próximos cincuenta van a ser absolutamente claves en el devenir de la especie humana, ese instante cósmico punto de inflexión del que dependerá la supervivencia. Y en esos próximos años, tal y como se pueden intuir por extrapolación, no vamos a tener más narices que buscar la verdad para sobrevivir. No sé si seremos capaces de encontrarla, lo que sí sé es que desde la mentira como hasta ahora no sobreviviremos.
    Mi mitomanía son las personas sencillas, y el sueño de mi vida es pensar en comunicarme con los semejantes que me rodean sin tener que perder un solo instante en hacer cálculos de por dónde va, qué querrá, dirá la verdad o la media verdad, necesitará algo de mí y no lo percibo, me malinterpretará… y cincuenta dudas más que casi nunca podemos desvelar. Y me parece un sueño mucho más poético que Cyd Charisse y claros de luna sin más. La transparencia absoluta de las mentes porque no tengan necesidad de ocultarse, el empeño en hacer participar al otro de lo que has descubierto y es tan útil para tu bienestar. Y una cosa muy importante, que no me lo vendan, que me basto y me sobro para elegir mis mitos, que me podrán aportar algo que jamás me aportaría Cyd, la cercanía, tanto física como espiritual, y la absoluta sencillez, que es lo que más me gusta porque soy así de simple.
    Y que conste que no me molesta en absoluto la mitomanía ajena, lo que no me gusta es el negocio alrededor de ello.
    Así que nada, sigo contra corriente, qué se le va a hacer.

    Me gusta

  10. 10 Adela junio 20, 2008 en 7:48 pm

    Vaya Wallace97 la frase de Alfonsina tiene mucha miga pero todo tu comentario no se queda corto y no me deja impasible!, necesitamos esa manzanilla, que por cierto ya tengo y es especial de Cala Mesquida, ¡vosotros vereis!.
    Intentar saber la verdad como la esencia, el origen de algo creo que es una prepotencia del ser humano y tengo la sensación de que la verdad si la buscas no la encuentras porque estás tan concentrado en tu busqueda que no prestas atención a lo que acontece fuera de ti y dentro de otros, dices que se vive el ahora, en cambio a mi me da la sensación de que estamos más viviendo el pasado para planificar el futuro y hacemos de ello nuestro presente lleno de incerteza y ansiedad y miedos. Me parece que el presente es otra cosa.
    Es noble tu postura más no creo que sea simple, la sencillez en el modo de vida no me parece fácil ni de simples, todo lo contrario requiere alto nivel de conciencia y vivencia, y no es por casualidad, requiere un esfuerzo constante de generosidad y amor -esa palabra tan cursi tambien deformada con el uso y san Valentin y que es tan decisiva en el ser humano- . 🙂

    Me gusta

  11. 11 wallace97 junio 20, 2008 en 11:00 pm

    Adela, no me refiero a la verdad como esencia ni origen de nada, no estaba filosofando, que aunque no esté de más, también considero que es en cierto modo una prepotencia, pues nuestras limitaciones nos impedirían ver más allá de nuestras narices, poco más o menos. Pero bueno, depende de la soberbia o la humildad con la que se haga.
    La verdad a la que me refiero no es necesario buscarla, es la que nos rodea, son los hechos. Podemos decir que todo es subjetivo, que la objetividad no existe, que depende del color del cristal con que se mire, y bla bla bla, pero con algo tan sencillo como ponernos de acuerdo en la semántica y en el instrumento de medir, podemos convertir en objetiva hasta la subjetividad más recóndita de nuestro ser. Nos hemos acostumbrado a ver las cosas al revés de como son, y nos parece lo más normal.
    Bueno, pues a eso no me acostumbro, entre otras cosas porque no quiero, y me niego porque eso es lo que beneficia a unos pocos y perjudica a la inmensa mayoría, al revés de lo que debería de ser.
    Y fíjate hasta qué punto nos lo han hecho creer, que llegamos a pensar que la sencillez es complicada. Pues no, es lo más simple del mundo. El hecho de que muchísimas personas no quieran, no significa que no se pueda.
    Y creo que el presente, mientras no sea bueno para todos, debería limitarse a extraer del pasado la herramienta necesaria para construir ese futuro en el que pudiéramos todos, pero absolutamente todos, detenernos en un presente bueno, en el que no hubiera que preocuparse por el futuro. Pero hoy por hoy, eso sigue siendo futuro.
    Tú has dicho la palabra clave: amor. Y es que no hay otra, si no es por esa vía no tenemos nada que hacer. Y la generosidad no es otra cosa que amor, y no debería ser nada meritorio, puesto que no hay ninguna inversión que revierta más claramente en uno mismo que esa. Siempre he dicho que en el fondo, el altruismo es egoísmo.

    Me gusta

  12. 12 Zoupon junio 21, 2008 en 12:14 pm

    En un tebeo de Tintín que leí de niño unos malos tenían preso al borrachín Capitán Haddock, y para más inri uno le preguntó si dormía con la barba por dentro del embozo de la sábana o por fuera. El pobre Capitán se pasó la noche en vela y yo decidí que de mayor no me dejaría barba.

    Wallace, no me extraña que no duermas, siempre estás con algo en la cabeza. Es signo de estar vivo, pero nunca los excesos fueron buenos. Para dormir, la receta es simple e infalible. Media litrona más un dedito de Mahou Clásica 45 minutos antes de acostarse y un poco de música. Esa medicina a esas dosis no se debe quizá emplear todos los días, pero de vez en cuando carece de efectos secundarios indeseados.
    Por otra parte, y al respecto del paralelismo del director con el arquitecto, y los actores con albañiles y peones, creo que hay algo desenfocado. Cuando lees un libro te subyuga Sandokán o el Conde de Montecristo, no Salgari ni Dumas. Y en una peli es igual, te enamoras del personaje, y al final identificar al personaje con Grace Kelly es sólo un acto reflejo.

    José Ramón, no quieras engañarnos. Duermes del lado más cercano a la puerta para escapar más fácilmente, porque es sabido que los monstruos entran por la ventana escachando los cristales. Pero no se lo diremos a tu santa que será la primera devorada.

    Me gusta

  13. 13 wallace97 junio 21, 2008 en 3:10 pm

    Zoupon, te voy a contar un secreto. Sabes que me encanta la cerveza negra (además de la rubia y la peliroja), pero no la bebía frecuentemente, sólo de pascuas a ramos alguna Guinness de bote de esas con el efecto barril (Draught Guinness), que por cierto, está conseguidísimo, y el sistema es de lo más rudimentario (otra prueba más de que lo sencillo es lo que mola). Pues bien, hace unos meses descubrí la cerveza negra de la marca Alhambra, que está buenísima, y desde entonces la compro siempre que la tienen, pues la distribuyen en Alcampo con cierta irregularidad, y la alterno con la Mahou (por cierto, creo haber oído que Alhambra ha sido comprada por Mahou). Pues bien, a lo que iba, que me enrollo, he descubierto que cada noche que me tomo una Alhambra negra duermo como un niño, y se me hace la noche larga e intensa, con relax absoluto. Y que conste que lo he contrastado, y es absolutamente cierto. Lo he comprobado también con la Guinness, y es lo mismo. Lo único que me da un poco de no sé qué, por aquello de los benzopirenos que tienen todos los productos que llevan el tostado en el proceso de elaboración, pero vamos, que el efecto es seguro, lo garantizo. Si te da por comprobarlo y también te funciona, dímelo.
    Respecto a los autores y los actores, ya sé que debo ser un tanto raro, pero nunca me subyugaron los personajes, de ahí que no me gustan las novelas y mucho menos los novelones, sí me puede subyugar un autor que comunique ideas, sea como propuestas o como conclusiones, y para eso no es necesario novelar. La vida es muy corta como para perderla metiéndonos en historias fantásticas de vidas ajenas lejanas. Prefiero el zumo concentrado de ideas y las vidas ajenas cercanas y reales. La única finalidad que veo en la novelación es la venta, y como siempre he pensado que el que tiene capacidad para concebir propuestas, razonamientos o conclusiones está en la obligación de trasmitirlos sin ánimo de lucro, hace que descienda en un punto mi admiración si lo hacen por vía crematística. Además, el mayor negocio no es para el autor precisamente. Y desde luego, al que no mitifico es al actor, pues no participa para nada en las ideas del autor. Pero claro, Chaqun est chaqun.
    Apoyo tu punto de vista sobre el asunto de José Ramón y su sitio de dormir, y has hecho muy bien en desenmascararle, por farsante. Que lo sepa todo el mundo, incluida su santa. Yo, por supuesto, duermo siempre en el lado de la ventana, ahí, como un valiente, defendiendo siempre a la foca ante cualquier monstruo, con un par de lo que hay que tener, y no porque yo sea más caluroso que ella.

    Me gusta

  14. 14 José Ramón junio 21, 2008 en 3:58 pm

    Zoupon y Wallace: Ese ha sido siempre mi razonamiento ante mi mujer: que los monstruos entran por las ventanas, pero ella no lo ve así. Ella cree en monstruos horribles, pero cívicos a la hora de entrar en una casa.
    Cuando llegamos a un hotel ya no tenemos ni que decirnos una palabra sobre ese asunto. El lado más cercano a la puerta es el mío.
    A mí me da lo mismo, pero si alguna vez entra un monstruo estoy de acuerdo con vosotros: Lo hará por la ventana y yo escaparé. Será horrible mi cobardía, y mi posterior sentimiento de culpa. ¿Veis? Ya me habéis amargado el fin de semana.

    Me gusta

  15. 15 alfonsina junio 21, 2008 en 9:15 pm

    Wallace, tocas tan sabiamente tantos palos, que es imposible seguirte en todos.
    La mitomanía con respecto a los más cercanos es el día a día, y tiene su manifestación mas paradigmática en el enamoramiento. Idealizamos al ser querido hasta convertirlo en alguien irreal, y solo pasado el calentón, elegimos seguir queriéndolo con sus defectos recién descubiertos, o abandonarlo por la decepción. Es cuestión de líquidos cerebrales. Como lo es la necesidad de engañarnos. Nuestra materia gris está preparada para que la especie humana sobreviva y se reproduzca. Y en ese sentido, es imprescindible para movernos como seres humanos eficientes, un alto nivel de vigilia y de consciencia, pero si en momentos de stress, dramas o crisis nuestro cerebro no nos “engañara” un poquito, caeríamos como moscas.
    Adelita guapa, yo creo que con este calor, más que manzanilla, té helado…:)

    Me gusta

  16. 16 Adela junio 21, 2008 en 11:41 pm

    Hablamos dese puntos de partida lejanos Wallace 97 y mira la paradoja, ya no estamos deacuerdo y ambos tenemos nuestras verdades,-la mia siempre será desde una perspectiva espiritual-a mi modo de ver la única aportación posible que puedo hacer socialmente es desde mi misma como individuo en mi entorno inmediato y sólo como aportación nunca como actuación -lo cual no es poca cosa, si aportas algo bueno en lo que te rodea ya induces un camino diferente y estás contribuyendo a mejorar el conjunto-, nadie puede actuar sobre la voluntad de los demás, intentar contemplar la globalidad de variables en los sistemas de personas es casi una locura, cuando hablo de sencillez no lo hago refiriendome a cantidades en cosas materiales sino a un estilo de vida a una actidud más profunda respecto a las necesidades, esa actidud precisa de una reflexión muy profunda de uno mismo y de su entorno -la mayoria de las veces filósofica claro- y de vivencias y aprendizajes, muchas personas se ven incapaces de afrontar cambios y mucho menos en la sociedad tan materialista y conservadora en la que vivimos, por eso digo que es algo muy difícil. El amor es en mi experiencia respeto y aceptación incluso lo que no me gusta o me hace sufrir lo único que puedo hacer es alejarme y dejar cada cosa en su sitio.

    En resumen , ir compensando la balanza.

    Ah! me niego a pensar que somos “qüestión de líquidos cerebrales” Alfonsina, lo que vive es mucho más! somos emociones que se mueven más allá del espacio y tiempo que conocemos 🙂
    ¡El te rojo, verde o amarillo!? 🙂 o…¡manzanilla helada! 🙂

    Me gusta

  17. 17 wallace97 junio 22, 2008 en 12:03 am

    Uy Alfonsina, esto daría para unas cuantas horas. Se me agolpan los pensamientos, y tendría que ordenarlos, pero así, a bote pronto, estoy de acuerdo contigo en lo del enamoramiento, pero ahí estamos hablando del ser querido, en singular, como pareja, pero hay tantos seres susceptibles de ser queridos casi como personas a las que tratas, y lo son con su carga de defectos y virtudes, y no tendríamos por qué idealizarlos, no es necesario para quererlos. Al fin y al cabo, los defectos realmente no son tal cosa, sino una característica más, como el pelo, el timbre de voz, el peso o la estatura, unos de una forma y otros de otra, cada uno con su tipología. En cuanto al engaño, una cosa es que te engañes y otra muy distinta que te engañen. Cuando mitificas tú a tus cercanos, te engañas tú, pero para que mitifiques a los lejanos ha de darse por fuerza una serie de intermediarios, y lo normal es que haya intereses de por medio.
    Otra cosa, ¿y los animales irracionales?, ¿no necesitan mitificar porque no padecen stress, o porque son más inteligentes que nosotros? Y su materia gris también está preparada para la supervivencia de su especie.
    En fin, no sé, son temas para la reflexión y para la observación.
    Alfonsina, no digas eso de la sabiduría y los palos, porque la vergüenza que siento es bochornosa, en serio. Aquí sí que hay sabios, empezando por el Duende y siguiendo por todos vosotros, que cada día me gusta más aprender de vuestras aportaciones, tanto las serias como las irónicas, y tanto las literarias como las pictóricas o musicales. Ya viste que cuando apareciste nos dejaste boquiabiertos.
    Yo lo único que tengo es edad, ojos abiertos y ganas de aprender, lo que es bastante fácil dada mi ignorancia, y no es en absoluto falsa modestia, es demostrable, que conste.

    Me gusta

  18. 18 wallace97 junio 22, 2008 en 12:30 am

    Adela, nos hemos cruzado, no había visto tu comentario al enviar el mío. Tengo la sensación de que estamos diciendo exactamente lo mismo, vamos, estoy perfectamente de acuerdo contigo en el planteamiento que haces de las posibilidades de actuación respecto a las voluntades de los demás, y de la imposibilidad de abarcar y procesar las infinitas combinaciones de variables. Creo que diferimos en la sencillez o dificultad que entraña el llegar a esas conclusiones. Y pienso que si en tu caso ha sido producto de un esfuerzo por llegar a ello, es absolutamente loable y meritorio. Te puedo asegurar que en mi caso no ha requerido ningún esfuerzo, es más, considero que ha sido una tremenda suerte que las circunstancias me hayan llevado a descubrir lo maravillosa que es la sensación de libertad que te aporta el restar en vez de sumar en la vida. Y lo que sí hago es darle vueltas al coco para ver si descubro la forma de hacer una demostración, para que alguien se pudiera beneficiar del descubrimiento. Pero no he dado con la fórmula.

    Me gusta

  19. 19 Adela junio 22, 2008 en 11:18 pm

    Entonces…estamos en ello querido Wallace 97, el primero que la encuentre que la escriba en el Duende :), de momento lo único que puedo hacer por ti es llevarte de ruta, si te apetece claro!.

    Así… que…te llevo a un castillo!, si viajamos un poquito en el tiempo…sólo un mes atrás! estamos a finales de Mayo y los dias ya nos regalan horas de luz, las tardes son cálidas y la humedad las refresca a eso de las ocho de la “horabaixa” como dicen los mallorquines!. Tienes amigos que te inviten a su castillo?, pués ahora sí, son los de Cap de Pera es un pueblo muy antiguo su história se remonta a los siglos X y II a.C., dicen que el castillo recibe el nombre del señor al que perteneció, Sr.Cabeza de Pera -traducido al castellano- por la prominencia de su parte superior… a las gentes de los lugares nos gusta contar histórias fáciles de asimilar, en realidad significa “Capus Petrae” significado bien diferente – que el amigo Angelus Pompaleonensis nos explicará con más detalle que yo-,situado en una estratégica colina desde donde se divisa el canal marítimo que separa las islas de Mallorca y Menorca dominado por los musulmanes hasta su rendición frente al rey Jaime I.
    Hoy están de fiesta conmemoran el 700 aniversario de la vila por el rey Jaime II. Como es viernes vamos a poder pasear con tranquilidad, mañana habrá demasiado bullicio. Mira, aparcamos aquí un poco lejos!pero… así caminaremos por las cuestas tan estrechas entre las fachadas de piedras viejas y persianas verde carruaje, ves el castillo en lo alto? lo han adornado con banderas medievales, en esta calle empiezan los puestos de artesanía, me gusta la ambientación de las paradas y de los feriantes, han cuidado con mimo el mínimo detalle de una época medieval, me gusta tambien porque muestran los oficios según se hacian en la época antigua usando las herramientas y utensilios originales, ¡no siempre lo podemos ver! hay mucha tradición en cestería, mira! allí hay un círculo de gente sentada haciendo! fíjate todos son mayores, y…bastante diría yo! si no aprenden los jóvenes…, si seguimos están los forjadores, ese olor viene de los herboristas, madre mia! hay plantas para todo, dolor de riñón, de estómago, para la depresión, para la felicidad, espera! voy a comprar de esas 🙂 , carpinteros,cucharas de madera y tenedores y hechos de olivo!, ya no se ven!, alfareros haciendo vajillas de barro, una así con esos platos tan hondos teniamos en casa de mi abuela, si seguimos hacia arriba podemos comer algo en aquella carpa de té marroquí y sino enfrente, hueles el pescado frito? mmm, que hambre hay tapas de frito mallorquin y empanadas y helado de almendra!, la gente llena más los puestos de comida, eso que no falte!, vamos subiendo, mientras nos comemos un crep, no es muy medieval creo, pero está buenísimo! vaya vistas, está todo iluminado, de noche no veremos el mar pero sí las lucecitas de la costa desde lo alto del castillo, entraremos por el puente, como cambian los colores con los malabaristas y todas esas esculturas…no! son juguetes hechos con piezas de desguace, que ingeniosos! vamos a probar este de habilidad, ah! tenemos que beber un chupito de hierbas,yo las quiero dulces pero las tienes secas si prefieres…bueno espero no caerme, entre los adoquines y las hierbas…mira un halcón! increible, como los enseñarán para que regresen al cada vez al silbido de su amo?,y…los magos, adivinarán algo?, quizás se inpiren el los colores de los cristales que cuelgan frente a ellos, tambores y antorchas de fuego nos rodean, no hace nada de viento la calma del mar guarda la cala iluminada 🙂

    Me gusta

  20. 20 wallace97 junio 23, 2008 en 9:06 am

    ¡Qué bien Adela!, así da gusto empezar la semana. Fíjate que nunca monté a caballo, y me he visto en uno, dejándolo atado allí, un poco lejos para subir caminando entre las fachadas de piedra. Muy buena idea lo de haber ido en viernes, y menos mal que no te he leído anoche después del partido, pues hubiera sido imposible trasladarme allí con el ensordecedor alarido de cohetes y trompetas producto del pan y circo.
    Cuando quieras preparas otra, que estaremos encantadísimos de acompañarte. Gracias por el regalo.

    Me gusta

  21. 21 alfonsina junio 23, 2008 en 9:50 am

    Adela y Wallace, hablais de unos planes… que me vengo arriba a pesar de no haber podido dormir por los gamberros de la Plaza de Colón…
    En cuanto a lo demás… efectivamente daría para mucho, muchísimo, y para muchas infusiones ricas de las que apunta Adela, pero me da la sensación de que la química está ahí, y rige muchísimos de nuestros actos… Otra cosa es que ordenemos nuestra conducta por el sentido común y la espiritualidad (Adela), que efectivamente, considero la mejor aportación para el ser humano.
    Los animales carecen de ciertos resortes mentales que nosotros tenemos. La falta de capacidad de reflexión les evita muchos de nuestros problemas, pero padecen las mismas agresiones y segregan sus líquidos… acordémonos de Paulov y sus perritos…
    Cuando te leo, Wallace, me da la sensación de que te mueves (y esa es una de las razones de mi admiración) en el DEBER SER. Lamentablemente el SER es lo que hay. Kelsen dixit.
    En cualquier caso, que sepais que me siento fatal por mi falta de idealismo. Sois muchísimo más combativos. No sé si es que soy mayor que vosotros, o simplemente……..snif:(

    Me gusta

  22. 22 Adela junio 23, 2008 en 12:40 pm

    Querida Alfonsina! estoy tambien muy de acuerdo con tigo y adémás he recurrido en varias ocasiones a la “paroxetina” bendita sea! somos pura biología pero…a diferencia de un profe que tuve en fundamentos biológicos, estoy convencida de que mucho más, es un sentimiento y como tal absolutamente subjetivo que no te puedo explicar y por ello tampoco puedo negármelo sólo, vivirlo 🙂 Un beso!

    Me gusta

  23. 23 Adela junio 23, 2008 en 12:42 pm

    Oye! los planes hay que realizarlos! sino no sirven! 🙂

    Me gusta

  24. 24 alfonsina junio 23, 2008 en 4:25 pm

    Claro que sí, pero es que me parece que estamos muy lejos geográficamente ¿no?
    Otro beso.

    Me gusta

  25. 25 Palinuro junio 24, 2008 en 5:26 pm

    Con cronistas como Adela, pensadores como Wallace y contertulios de la sensibilidad de Alfonsina este foro tiene la vida asegurada por muchas jornadas.
    ¿Té, manzanilla, cerveza negra…? Cualquier líquido que sirva de aglutinante para conversar y compartir, matizar o rebatir vuestros discursos. Que lo veamos.

    Me gusta

  26. 26 wallace97 junio 24, 2008 en 7:15 pm

    Palinuro, muchas gracias por lo me toca, pero aquí los pensadores sois los demás, yo me limito a ver. Y a quien echo de menos es a la presidenta de este blog, que además de ser pensadora añadía alegría, pero está haciendo dejación de sus funciones, no sé si por vacaciones o por algún otro motivo, así que deberíamos llamarla al orden.
    Y lo mismo digo del secretario, aunque Julián29 sí dijo que se iba de vacaciones a mediados de junio, y para cuando vuelva habrá que decirle que vuelva también a su puesto, y al amigo Gervasio, que se fue porque sí, y también hay que darle un toque. Y Luz está también muy ausente, y daba brillo como el Candil de la Sierra, que también está un poco mustio. Angelus P., Ángela, Begoña y Camiseta también han disminuido sus paseos. Palinurova tampoco se asoma. Seguro que me dejo alguien más por ahí, es por el alzheimer.
    Tengo la sensación de que las bajas en número y en intensidad se han producido a partir de la caminata, ¿será casualidad? ¿Le vendría bien el Duende que nos fuéramos del bosque? ¿Somos muy pesados los frecuentes? Vaya usted a saber…

    Me gusta

  27. 27 Bob de Ca's Barber junio 25, 2008 en 12:06 am

    Bueno a mi me parese que estarán de parranga, como ara empiesan haser las berbenas todos los pueblos idò eso, ya vendrán! siempre volvemos al calorsito del hogar que es en donde huele mejor 🙂 y… sa roqueta no tiene distansias es solo un saltito, Batualow! los alemanes van y vienen a patadas, eh! amigo Wallace97 que te gusta la servesa… aquellos barbaros se han hecho una calle en Palma toda de servesa y chalchichas! ya te la mostraré 🙂 🙂 jiu, jiu

    Me gusta

  28. 28 lola junio 26, 2008 en 7:54 am

    Wallace, hermano-brother, aquí sólo hay un responsable y es LUZ. Dejó de alumbrar en previsión de la jugada para ir ahorrando por la impresionante subida de la luz que se nos venía encima. JULIAN marchó de vacaciones y no conseguí reemplazarle en su puesto, mucho trabajo y ninguna retribución económica, sólo satisfacción personal.
    Por mi parte y para contribuir a mejorar la economía decidí congelarme el sueldo, a la vez que las obligaciones, es lo que pasa. El CANDIL se enciende menos, es por la subida del petróleo. GERVASIO ha sacado la guitarra del armario y se ha ido con la música a otra parte. Respecto a los demás, claro que pasean menos desde la caminata, no me extraña, se asustaron al ver tu cara y esos cuernos que te nacen detrás de la cabeza tan grandes, chico, pareces un ciervo. Nos has asustado, no puedes ir con ese rostro amenazante por el mundo. Oye, que aquí no hay nadie que sea baja o bajo, que tú seas alto no te da derecho a tener mayores privilegios. ¿Acaso crees que los altos piensan más? Mira Zp. Una cosa quillo, que aquí hacemos lo que queremos y no lo que le venga bien al Duende, es cosa de la caló y de no colocar adecuadamente los pies en la cama mientras sueñas.
    WALLACE, sigue dándonos caña por favor.
    DUENDE, la parroquia está desorientada hace días que no sabemos de ti, ya, ya sabemos que estabas con FELIX, tu gran amigo, pero ahora que está mejorsito te lo traes por aquí y vamos hasiendo. De paso duendeamigo FELIX, nos encantaría escuchar más chistes. Mientras te decides aquí os dejo alguno:

    Besos

    Me gusta

  29. 29 wallace97 junio 26, 2008 en 11:42 am

    Presidenta, no es prudente que agobies al Duende, si no sabemos nada de él, por algo será, déjale tranquilo, no le achuches que un día de estos va a decir que hasta aquí ha llegado y que escribas tú si quieres.
    Ni soy alto ni creo que los altos piensen más, lo que sí es cierto es que piensan desde más arriba que los bajitos, salvo los que no piensan con la cabeza, claro está, y haberlos, haylos.
    Hay algunos cuernos que en todo caso podrían asustar a los afectados directamente, pero los de ciervo no creo que sean amenazantes, así que habrá otra causa que el miedo, digo yo.

    Me gusta

  30. 30 lola junio 26, 2008 en 1:09 pm

    Vamos a ver little Wallace97, si el de la foto eras tú, no me pareces que seas bajito.
    Está bien, Wallace97, dejaré tranquilo al Duende. No le chucho si se da un paseo por el bosque y nos cuenta algo, le echamos de menos.

    Me gusta


Comments are currently closed.



Siluetas de RNE

Duendes suscritos:

Suscripción

Suscripción por email

Publicaciones:

PARAÍSO DE HOJALATA
Una Infancia de Hojalata

Ir directamente a

Blog Stats

  • 1,339,762 hits

A %d blogueros les gusta esto: