Cuando la corbata no ahoga

Corbata de Magritte1

Un día le preguntaste a tu abuelo qué iba a pedir a los Reyes Magos, y él te respondió que paz. Te pareció un oportunidad perdida, porque pensabas entonces que los Reyes Magos estaban para otro tipo de regalos, pero el abuelo Pablo era eso que los mayores llaman un infeliz. Apuraba sus últimos años alejándose del mundo, y fumando en pipa mientras leía novelas policíacas en su sillón bajo una manta que cubría sus piernas. Las novelas las alquilaba por dos reales, que era a lo que alcanzaba su menguadísima hacienda, y se las traía en una abultada cartera un señor con cara de murciélago que aparecía por casa de vez en cuando. No sabías por qué se llamaba infelices a las personas así, porque el abuelo Pablo no se quejaba de nada, sólo pedía paz y parecía feliz. Sigues sin saberlo. Cuando el lenguaje popular habla de un infeliz quiere decir un tonto. No sabe que el fondo es un listo que no necesita casi nada para ser feliz.

El abuelo Pablo no discutía con nadie, excepto con la abuela Mercedes. Un día se enzarzaron porque sostenía que la gargantilla de terciopelo que llevaba la abuela era una prenda inútil, y la abuela Mercedes contraatacó diciendo que más inútil era la corbata con la que él remataba su atuendo. El abuelo replicó que una corbata no era más que una bufanda que no se desmelena, y que además de ser una prenda distinguida, abrigaba el cuello, función que no cumplía la gargantilla.

Crees que no se pusieron de acuerdo.

2

En tu memoria de entonces también cabe la de una dama que aún se paseaba por Serrano y Goya con falda hasta los pies y polisón, pamela y bastón, y que a ti te parecía como una estampa de la belle époque. La gente decía que estaba loquita, aunque sólo llevaba una moda de medio siglo atrás. Sin embargo tú, que eres casi como tu abuelo cuando le conociste, y que, como él, capeas el invierno con la misma corbata, abrigo y hasta sombrero –te has acostumbrado a él desde que la quimioterapia te dejó calvo- que los señores llevaban hace un siglo, no te encuentras ni anacrónico ni ridículo. Doscientos años más que vivieras y acabarías por olvidarte del qué dirán. Es más, casi te divierte ser una ilustración del Blanco y Negro que ha cobrado vida y sale a comprar el pan por las calles del barrio. No es sólo el ande yo caliente y ríase la gente. Es una cierta rebeldía ante el desdén indumentario machadiano que se ha hecho moda universal, y al que los jubiletas de ahora se enganchan intentando recuperar quizás la juventud perdida.

3

No debe de ser muy políticamente correcto ni sorprenderse porque el señor Tsipras, primer ministro griego, haya tomado posesión de su cargo descorbatado, Los grandes iconos del momento, que son los actores y los futbolistas, llevan trapos millonarios, y aún compiten por vestir mucho peor. El estadista dice que no se volverá a poner corbata hasta que Europa deje de ahogar a Grecia con sus exigencias. Allá él con sus símbolos y sus faringitis. Una vez que ya ha sorprendido al mundo con sus ocurrencias, mejor que se abrigue y que se dedique a poner su país en orden. Hay granujas e imbéciles mal vestidos y bien vestidos, el hábito no hace al monje, y aunque la mona se vista de seda, mona se queda. Pero para el hombre que tiene que guardar una cierta etiqueta y se pone camisa  y traje, no hay complemento que cuadre mejor que la denostada – por muchos, que no por ti- corbata de toda la vida.

Anuncios

7 Responses to “Cuando la corbata no ahoga”


  1. 1 acacia5959 enero 29, 2015 en 3:36 pm

    A mí también me gustan las (tus) corbatas.

    Me gusta

  2. 2 Palinuro enero 30, 2015 en 10:18 am

    He heredado del abuelo Pablo no solo el nombre, sino también su concepto utilitario de la corbata como prenda de abrigo. Yo también protejo mi garganta en los crudos días de invierno con una corbata.

    Me gusta

  3. 3 atticus 444 enero 30, 2015 en 12:02 pm

    Sigues en racha, como me alegro maestro. Abrazos PP Berdoy

    Me gusta

  4. 4 Franciska enero 30, 2015 en 4:21 pm

    Hay dos “prendas” masculinas que caracterizan a su poseedor . La corbata y los zapatos . Elegante , original desenfadado clásico hortera modernillo , ejecutivo, casual , artista , bohemio . Creo que es un accesorio esencial aunque este es desuso .

    Me gusta

  5. 5 Jovellanos febrero 1, 2015 en 8:54 am

    ¿Y qué me dice de la capa española, Duende? Yo estoy deseando que salga un día frío y soleado para echarme la de Seseña sobre los hombros, calarme el fieltro negro de ala ancha y salir a pasear por el barrio mirando por el rabillo del ojo si algún viandante vuelve la cabeza. Ayer una turista me pidió hacerse un selfy conmigo delante del Teatro de la Zarzuela. Dentro de poco bastará con llevar corbata para que un jubileta pueda ganarse unas perrillas posando con un descamisado o un sans-culotte cualquiera.

    Me gusta

  6. 6 maribel febrero 1, 2015 en 3:25 pm

    jajajajajaaj ke bueno amigo Jovellanos . ami me encantaria un selfie cn nuestro querido Duende…..por cierto me encanta los sombreros y las corbatas….besos

    Me gusta

  7. 7 Luberon febrero 10, 2015 en 12:17 am

    Me encantó esa función de prenda de abrigo que encontráis en la corbata, seguramente tenéis mucha razón. Yo ya no recuerdo porque razón hace mas de 40 años que decidí desabrigarme y pasarme a las pajaritas y creo que tenéis razón que abrigan menos, pero ya me he acostumbrado . Cuando me preguntan porque razón uso pajarita ( es curioso pero llevan 40 años preguntandomelo.. ) para evitar responder con un sencillo porque me gustan… Suelo darles tres razones,
    Suelen costar la mitad aprox, del precio de la corbata / Jamas he llevado una pajarita al tinte , imposible meterla en la sopa… y me permite una excentricidad cromática que dada mi estatura seria imposible en una corbata, solo se vería corbata…. Ahora en serio, yo aun me pregunto porque no la usamos mas, yo siempre creí que algún día se pondría de moda, pero creo que no ha sido así. Una curiosidad, mi hija me regaló recientemente una caja preciosa con media docena que compró en Estados Unidos y todas son para cuellos ” fuertotes ” parece que los USA tienen cuellos poderosos…

    Me gusta


Comments are currently closed.



Siluetas de RNE

Duendes suscritos:

Suscripción

Suscripción por email

Publicaciones:

PARAÍSO DE HOJALATA
Una Infancia de Hojalata

Ir directamente a

Blog Stats

  • 1,341,193 hits

A %d blogueros les gusta esto: